Miércoles, 06 de Julio de 2022

Actualizada Martes, 05 de Julio de 2022 a las 10:43:31 horas

Edición digital en castellano | Directora: Mamen Casabán I Contacte: 687 284 697 | . Versión impresa
REDACCIÓN
Martes, 10 de Mayo de 2022

La importancia del lenguaje corporal en las relaciones humanas

Existen diferentes maneras de comunicarse, pero una de las más importantes, muy particular y especial es el lenguaje corporal. Este tipo de comunicación, aunque no es verbal, se trata de una forma de expresarse espontánea que transmite mucha información al interlocutor con solo los movimientos del cuerpo. La base de una buena habilidad al expresarnos está en lo que se dice a través de los gestos, y de la disposición del cuerpo en ese instante o simplemente al permanecer en silencio.

 

[Img #10850]

 

Este tipo de comunicación llega a ser mucho más efectiva y expresiva que las propias palabras. Esto resultar una poderosa herramienta para transmitir lo que se quiere expresar, debido a que la apariencia física es lo primero que se percibe.

 

En ese sentido, es fundamental cuidar la forma de comportarse y la actitud que se adopta al hablar. Es por eso que resulta muy importante atender el lenguaje propio del cuerpo, para evitar dar un mensaje errado o distinto al que queremos emitir, para que lo que se dice no sea malinterpretado.

 

¿Qué es el lenguaje corporal?

Es la que transmite mensajes a través de gestos y movimientos del cuerpo en general y especialmente del rostro y las manos. Estos movimientos serán interpretados por el interlocutor. Suele realizarse de forma natural, lo que hace que sea un medio para transmitir diferentes tipos de emociones y lograr detectar la sinceridad de las personas. Normalmente es potenciada por la entonación que se les da a las palabras.

 

Este debe ser leído con prudencia, ya que tampoco significa que sea un medio perfecto de transmisión de la información. Esto se debe a que pueden influir elementos externos y circunstanciales que alteran el comportamiento. Por ejemplo: factores que son ambientales (como niveles de ruido, si hay calor o frío excesivo, agotamiento, entre otras). Lo mejor es tomar un conjunto de señales corporales para intentar interpretar lo más asertivamente el mensaje recibido.

 

El rostro es el principal transmisor de mensajes comunicacionales no verbales, sobre todo en el caso de las emociones. Al momento de hablar el enfoque va a esa parte del cuerpo y por ello recibe atención directa.

 

Sin embargo, hay que tener cuidado al momento de juzgar los gestos, ya que estos son resultado de un conjunto de factores que influyen sobre el individuo. Un claro ejemplo es cuando algunos adultos responden cubriéndose la boca o rostro tal como lo hacen los niños de manera inconsciente como respuesta a inseguridades o mentiras (desconfianza) respecto a lo que está diciendo.

 

Señales de una persona segura

Entre las principales señales que pueden actuar como confirmación de que se está frente a una persona segura en lo que dice y transmite, encontramos las siguientes:

  • Una sonrisa espontánea y natural.
  • La forma en que se desplaza caminando, es decir, que es una persona que lleva la cabeza erguida, lo que demuestra confianza en sí mismo.
  • Evitan cubrirse la boca con la mano o tocarse la nariz.
  • Mantienen contacto visual directo a los ojos durante la conversación. Esto permite transmitir un verdadero interés.
  •  

¿Cómo lograr un lenguaje corporal exitoso?

Resulta también muy importante prestar atención a la distancia que se mantiene entre el interlocutor, ya que esto demuestra respeto por el espacio del otro sin llegar a ser invasivo ni tampoco distante.

En general, mantener una distancia al hablar de 45 centímetros es la medida común para que la otra persona no se sienta invadido o intimidado. El lenguaje del cuerpo contribuye a apoyar la credibilidad de lo que está diciéndose, fomentando la confianza e interés del interlocutor. Por ejemplo, al conocer a alguien especial de Escortpasión.

  • Gestos:

Algunos gestos como la inclinación de la cabeza hacia un lado indican el interés y deseo de afirmar lo que se está diciendo y cerrar acuerdos.

  • Manos:

Son unas de las partes del cuerpo que más reflejan y apoyan lo que estamos comunicando a través de las palabras. Por lo tanto, no resulta conveniente esconderlas en los bolsillos ya que este gesto suele ser asociado con que el locutor está intentando ocultar o engañar. El mostrar las palmas abiertas está asociado con la confianza en lo que está diciendo y la sinceridad.

  • Postura adecuada:

Cuando se encuentra sentado, la postura erguida sin elevar los hombros más de su nivel natural favorece la respiración y manifiesta seguridad.

 

Comunicación bidireccional

Es importante entender que la comunicación no verbal o corporal debe ser bidireccional, ya que no solo el emisor es quién transmite el mensaje. También el receptor es capaz de reflejar su actitud frente a lo que se le está diciendo, pudiendo adoptar posturas de aceptación o rechazo.

 

Por estas razones es muy importante aprender a dominar las actitudes al comunicarnos, debido a que es una herramienta muy poderosa con la cual se pueden obtener los resultados deseados al emitir un mensaje.

Comentarios
Comentar esta noticia

Normas de participación

Esta es la opinión de los lectores, no la de este medio.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.

La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad

Normas de Participación

Política de privacidad

Por seguridad guardamos tu IP
44.192.65.228

Todavía no hay comentarios

Quizás también te interese...

Con tu cuenta registrada

Escribe tu correo y te enviaremos un enlace para que escribas una nueva contraseña.